hairgen Tag

Después del verano, el sol, la sal del mar y el cloro de las piscinas, llega el otoño acompañado del frío y el cambio de estación. Estos factores favorecen que el cabello se debilite y se caiga más, pues el uso del secador sumado a la alteración en la producción de hormonas por el descenso de horas de luz natural afectan al ciclo de crecimiento del pelo. Además, el viento y la humedad encrespan y secan el cuero cabelludo, lo que suele derivar en un cabello más apagado y con menos brillo. Todo esto hace que sea aconsejable poner en prácticas algunas medidas y tratamientos que combatan la caída y debilitamiento del cabello. 1. ¡Corta por lo sano! Durante la época estival, el pelo suele estropearse bastante, por lo que es aconsejable acudir a la peluquería para, al menos, eliminar las puntas

¿Sabías que tu cabello tiene varias etapas de crecimiento? Las fases del ciclo capilar vienen determinadas por varios factores como la genética o los hábitos alimenticios, y pueden verse modificadas por cambios en el organismo causados, por ejemplo, por el estrés o el embarazo. Es un proceso cíclico y asincrónico, es decir, cada pelo evoluciona independientemente del proceso capilar de los que le rodean. Además, es un proceso que afecta por igual a todas las personas y a cualquier pelo de nuestro cuerpo. Lo que realmente varía es, pues, el ritmo de crecimiento y la duración del desarrollo, tanto de una persona a otra como entre las diferentes partes del cuerpo. Cada persona suele tener entre 130.000 y 150.000 folículos en la cabeza y los pelos suelen crecer a un ritmo de 1 centímetro por mes, aunque estos números va disminuyendo conforme pasan

En verano nos encanta disfrutar del buen tiempo, irnos a la playa o a la piscina, y hacer mil planes al aire libre con nuestra familia y amigos. Sin embargo, la sal del mar, el cloro y el sol suelen dañar mucho el cabello, por eso es importante protegerlo y cuidarlo un poco más en esta época. Pero tranquila, aquí tienes algunos consejos para que tu pelo esté cuidado y puedas presumir de melena durante todo el año sin mucho esfuerzo. Recógete el pelo Nos encanta la melena al viento, pero la piscina o la playa no son el mejor sitio para ello, mejor prueba a hacerte un moño, una coleta o una trenza. Además de proteger el cabello, estarás mucho más cómoda y evitarás molestos enredos. Cúbrete la cabeza con sombreros o gorras Los sombreros no sólo son un complemento ideal, sino que